Los sacerdotes operarios Francisco C. Sojo y tres compañeros mártires serán beatificados en la catedral de Tortosa el 30 de octubre

Los sacerdotes operarios Francisco C. Sojo y tres compañeros mártires serán beatificados en la catedral de Tortosa el 30 de octubre

La Santa Sede ha confirmado la fecha y el lugar para la celebración de la beatificación del último grupo de mártires de la Hermandad: Francisco Cástor Sojo López, Millán Garde Serrano, Manuel Galcerá Videllet y Aquilino Pastor Camberos.

Los operarios mártires Francisco Cástor Sojo López, Millán Garde Serrano, Manuel Galcerá Videllet y Aquilino Pastor Camberos serán beatificados el próximo 30 de octubre en la catedral de Tortosa. Se trata del último grupo de mártires de la Hermandad durante la persecución religiosa del siglo XX en España.

El Director de la Hermandad, D. Florencio Abajo Núñez, ha compartido a través de un comunicado el anuncio de la fecha y el lugar para la celebración de la beatificación, una vez confirmadas por la Santa Sede. “Tenemos que hacer fiesta. Pero, sobre todo, debemos vivir este tiempo como una profunda experiencia espiritual que nos anime a seguir avanzando en la senda hacia la santificación, tanto personal como del conjunto de la Hermandad”, exhorta D. Florencio a los operarios en su comunicado.

El pasado 29 de septiembre de 2020, el Santo Padre autorizó a la Congregación para las Causas de los Santos a promulgar el decreto concerniente al martirio de estos cuatro sacerdotes operarios diocesanos. Dieron su vida por Cristo durante la Guerra Civil Española, cuando ejercían como formadores en los seminarios de Ciudad Real, León y Baeza.

Francisco Cástor Sojo López nació en Madrigalejo (Cáceres) y murió en Ciudad Real el 12 de septiembre de 1936, cuando tenía 55 años.

Millán Garde Serrano era originario de Vara del Rey (Cuenca). Murió en Cuenca el 7 de julio de 1938, a la edad de 62 años.

Manuel Galcerá Vidallet nació en Caseras (Tarragona). Murió en Ibros (Jaén) el 3 de septiembre de 1936, con 59 años.

Aquilano Pastor Camberos era natural de Zarza de Granadilla (Cáceres). Murió en Úbeda (Jaén) el 29 de agosto de 1936, con tan solo 25 años y tras haber cumplido uno como sacerdote.

Son los cuatro operarios que quedan por beatificar de un total de 30. Los primeros mártires operarios fueron beatificados por San Juan Pablo II el 1 de octubre de 1995. Se trata del grupo de Pedro Ruiz de los Paños y 8 compañeros mártires. El segundo grupo, compuesto por Joaquín Jovaní Marín y 14 compañeros, fue beatificado en la gran ceremonia de Tarragona el 13 de octubre de 2013. Dos operarios más fueron beatificados el 25 de marzo de 2017, dentro de la causa de José Álvarez-Benavides y de la Torre y 114 compañeros, de la diócesis de Almería.

El Director de la Hermandad pide, en su comunicado, dar “gracias a Dios por este bien que hace a la Iglesia y a la Hermandad”. Y concluye: “Que el testimonio de los futuros beatos Francisco Cástor, Millán, Manuel y Aquilino ilumine nuestro sacerdocio. Que su sangre derramada ayude a todos los sacerdotes a descubrir en la configuración con Cristo el mejor proyecto para sus vidas”.

Si te ha gustado.. ¡Comparte!
Share on Facebook
Facebook
Email this to someone
email
Tweet about this on Twitter
Twitter